miércoles, 12 de agosto de 2015

“LA COCINA VOLCÁN” Cocina a kerosene

“LA COCINA VOLCÁN” Cocina a kerosene
 
 

  Uno de los primeros pasos hacia la liberación de los agobios domésticos fue la difusión de las cocinas de gas de querosén. 
Antes de la década del 40, la marca Volcán pasó a ser emblemática. 


Este avance tecnológico permitió a las amas de casa superar los arduos manejos de las cocinas a leña y los braseros del calentador. 

Pero aun así debieron incorporar otros hábitos, ya que las nuevas cocinas exigían un nivel constante de combustible en sus tanques de bronce; debía calentarse el gasificador ( o quemador) con alcohol , y periódicamente había que bombear para mantener la presión necesaria de modo que el querosén entrara pulverizado y se gasificara adecuadamente.

Esta modalidad resultó imprescindible mientras el gas envasado o natural, no llegaba. 

Los fabricantes variaban modelos para estimular las ventas: se pasaba de dos a tres hornillas, con termómetro incorporado y luego con visor, en la puerta del horno. 

En algunos tipos una tapa integral cubría toda la cocina y la convertía en mesada temporaria.

Su funcionamiento requería que periódicamente se limpiaran los gasificadores , tarea que cumplían los servicios oficiales,talleres que se improvisaban para reparar y atender artefactos de este tipo. 
Había que descarbonizarlos, quitarles la grasitud acumulada y


cambiar las agujas que regulaban el paso del querosén gasificado.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada